Cata vertical de Mauro del 2000 al 2010

Escrito por:

Fecha: 18 diciembre, 2016

Comparte este post

José Enrique, el patrocinador de la cata Vertical de Mauro

El padre de José Enrique, de idéntico nombre, disfrutaba mucho del vino Mauro, yo diría que era su vino preferido. Tanto es así que era el vino con el que agasajaba a clientes, familiares y amigos cuando llegaba la navidad.

José Enrique y Cath, patrocinadores de la Cata Vertical de Mauro

José Enrique tuvo la paciencia de ir guardando una botella de cada cosecha y darnos la oportunidad a sus amigos de disfrutar de este vino a lo largo de una década. Esta es la segunda cata vertical de Mauro a la que asisto de su mano, la primera fue hace más de 11 años. Por todo ello empezaré este relato dando las gracias a José Enrique por ser el patrocinador e impulsor de la cata.

Se celebró en su casa y haciéndola coincidir con la Fira de Tots Sants de Cocentaina. Una feria que cumplía este año las 670 ediciones con nada más y nada menos que 125000 metros cuadrados de exposición. Una feria de obligada visita a poco que uno esté cerca. Nos preparó para después de la cata una comida propia de Fira, a base de embutidos y quesos.

Comida típica de Fira de Tots Sants de Cocentaina para la Cata Vertical de Mauro

Bodegas Mauro

Situada en plena Ribera de Duero, aunque no esté adscrita a la D.O. Fundada en 1978 por Mariano García, esta bodega está ubicada en la población de Tudela de Duero. Dispone de dos dependencias, una casona restaurada del siglo XVII destinada a la crianza y embotellado de los vinos y la otra moderna y funcional pegada al viñedo, destinada a la elaboración.

Viñedo y elaboración

Disponen de 80 hectáreas entre tinta fino y syrah sobre suelos calizos o arcillosos-calcáreos, según parcelas, ubicados en las poblaciones de Tudela de Duero y Santibañez de Valcorba. La edad media del viñedo es de 20 a 25 años con unos rendimientos entre los 3000 y 5000 kilos por hectárea.

El clima es continental de influencia atlántica, con una oscilación térmica entre el día y la noche muy acusada.

Jorge describe el vino que catamos

Practican una viticultura respetuosa, no empleando herbicidas.

La uva se recoge en pequeñas cajas de 15 kilos, separando por variedades, fincas y zonas para posteriormente elegir los mejores ensamblajes. En la fermentación alcohólica sólo se emplean levaduras autóctonas. Para la posterior crianza utilizan roble francés y americano en proporciones aproximadas de 3 a 1.

Bojos pel Vi preparados para la cata vertical de Mauro del 2000 al 2010

Cata vertical

Una cata vertical consiste en catar el mismo vino (o vinos con algún denominador común) de diferentes cosechas con el objetivo de comprobar su capacidad de envejecimiento y evolución en botella. Se puede realizar en sentido ascendente, es decir, del más viejo al más moderno. O al contrario descendente, del más joven al más viejo. Razones y argumentos los hay para realizarla de las dos maneras.

En nuestro caso elegimos hacerla en orden ascendente por la experiencia de otras catas a las que habíamos asistido de los vinos de Mariano Garcia, en las que el propio Mariano eligió este orden de cata vertical.

Jorge Femenia dirigiendo la Cata Vertical de Mauro del 2000 al 2010

Valoración conjunta de Bojos pel Vi

Las notas de cata son el resultado de las apreciaciones realizadas entre todos los integrantes de los Bojos pel Vi que ese día pudimos asistir a esta cata vertical. Pero es de justicia reconocer la labor que desempeñaron dos de los componentes de este loco colectivo: Jorge Femenia (El Mesías) porque se preparó y documentó la cata para ejercer como maestro de ceremonias dirigiendo la cata. Y Juanjo Santos quien ejerció de escribano, anotando todas las impresiones que cada uno de nosotros iba lanzando de manera rigurosa y fidedigna, para posteriormente darle forma al texto final. De hecho quienes conocéis a Juanjo sabréis reconocer su prosa…

Apuntes de la Cata Vertical de Mauro del 2000 al 2010

Mauro 1994

Disfrutado después de la cata vertical de Mauro, etiquetado como “Vino de Mesa” a ciegas completamente (no sabíamos que podía ser Mauro ni una añada tan antigua del mismo).

Tempranillo 85% y Garnacha 15%. En esta época todavía no llevaba nada de Syrah, como sí sucede en casi todas las añadas más recientes.

Visual

Rojo picota claro acerezado con destellos ocres, de capa media tirando a media-alta, se ve limpio a medias ya que se aprecian notables precipitados. Se ve un vino evolucionado, ya viejuno y con el ribete cereza-transparente pero notables atejados/anaranjados. Buena lágrima.

Nariz

Al inicio de descorchado y durante la primera hora. Inicio muy muy reductiva: algo de cuadra, desván, cueros, aromas animales, ligero etanal oxidativo que recuerda a vinos viejunos de zonas como Rioja Alta, notas a brandy y cognac, más cueros y pieles,… notas bastante sucias y que no invitan mucho a beberlo de entrada.Cata Vertical de Mauro del 2000 al 2010

A las 5-6 horas. Mucho menos reductivo, ya no hay apenas aromas a cuadra, los cueros están mucho más elegantes y la fruta negra en sazón aparece mucho más abundante, suave y todavía algo fresca. Las notas sucias han desaparecido y es “otro vino” que aunque un poco viejuno, ya tiene una nariz mucho más interesante y nada decaída.

Boca

Al inicio de descorchado y durante la primera hora. Al contrario que la nariz, la boca es fantástica desde el inicio: con fruta negra en sazón, muy sabrosa y golosa en el paso por boca. Se ve un vino todavía de buena estructura y cuerpo, con acidez de media a media-alta que lo hace muy fácil de beber. El tanino, sorprendentemente está ahí y existe, se nota en mucosas aunque ya muy elegante, pulido y dulcificado: lo cuál le hace ganar mucho en redondez, un final bastante largo con fruta muy madura, maderas finas y terciarios de calidad (cueros, pieles animales y alguna nota reductiva/oxidativa) pero que, en general, lo rematan excelentemente bien.

A las 5-6 horas. La boca sigue rica, elegante y sabrosa. Seguimos teniendo frutalidad, acidez y cierto cuerpo y estructura. El vino incluso parece más elegante y ha mejorado con el paso de las horas oxigenándose a la intemperie.

Instantánesa de la cata Vertical de Mauro del 2000 al 2010

Un Mauro de 22 años que parece ya algo pasado en fase visual y olfativa pero que, en fase gustativa, aún se sustenta muy bien y tiene una elegancia que hace que, cuando te lo llevas a la boca, se note que hay mimbres y nivel (hasta la nariz de inicio podría parecer un vino en ligero declive ya pero más normal en cuanto a categoría) pero en cuanto se lo lleva uno a la boca, sabe que no está ante cualquier vino.

En cualquier caso, somos realistas: ya ha pasado, probablemente, su mejor momento (óptimo) de consumo (que sería hasta hace 5-6 años aproximadamente); parece que puede haber iniciado ya hace un lustro su declive.

Sin embargo, es un declive lento, muy lento,… un envejecimiento y caída digna de un excelente vino (es como todos los vinos deberían ir apagándose con el paso del tiempo: con dignidad e intentando resistirse a fenecer dándolo absolutamente todo).

Mauro 2000

Tempranillo 90% y Garnacha 10% (última añada que incorpora garnacha).

Visual

Rojo picota de capa más bien alta, ribete cereza-transparente con ligeros destellos atejados y también con algunos precipitados (aunque, en general, es un vino bastante limpio). Brillante y de buena lágrima y, aunque ya se hace notar algo la edad, no parece un vino de 16 años.

Nariz

Cata vertical del vino Mauro, cosecha 2000

Media hora más o menos de la apertura. Vino reducido en nariz, no excesivamente agradable a primera impresión, notas mantecosas y cremosas, tinta china y cueros.

5-6 horas de la apertura. Ha desaparecido toda reducción, tenemos un vino con fruta negra madura pero, a la vez, con importantes notas frescas, balsámicas y herbáceas. Es absolutamente otro vino.

24 horas del descorche y habiendo pasado abierto y sin protección desde entonces. Sigue muy en forma, ni ápice de oxidación, sin ningún tipo de tufo ni reducción, fresco, frutos negros maduros, siguen los balsámicos, la regaliz, la tinta china y los cueros. Muy buena nariz.

Boca

Media hora más o menos de la apertura. taque de tanino firme y potente, de buen cuerpo, vino fresco y con muy buena acidez y estructura. Encontramos ligeras especias dulces y nuez moscada en la retronasal. El final es largo, redondo, complejo pero fresco a la vez (más fresco que el 2001 que analizaremos seguidamente).

A las 24 horas. Sigue muy en forma, mismas sensaciones que a las pocas horas de abierto ó, incluso más fresco todavía. Es una maravilla de vino que, empezó con aromas discretos y reducidos y ha ido creciendo de una forma fantástica. Parece no tener fin. Mucho mejor a las 24 horas que recién abierto.

Mauro 2001

Visual

Rojo picota de capa alta, ribete granate transparente con ligeros destellos atejados muy sutiles. Se ve un pelín más joven que el 2000 y, en cualquier caso, no parece un vino de 15 años (se ve mucho más joven). Lágrima potente, bastante limpio (algo más que el 2000) aunque también tiene bastantes precipitados en el final de la botella.

NarizCata Vertical del Vino Maruo, cosecha 2001

A la media hora más o menos del descorche. De buena intensidad a fruta negra madura, herbáceos, mermelada de moras, regaliz y tostados. Bien de complejidad.

5-6 horas desde la apertura. Mejora notablemente, más fruta y frescura (aunque menor creemos que la del 2000).

A las 24 horas. Se mantiene perfecto e incluso parece haber mejorado. Excelentes sensaciones a las 24 horas (sin pérdida de fruta y con la madera y los terciarios perfectamente integrados)

Boca

A la media hora más o menos del descorche. Ataque potente, taninazo, de paso carnoso y algo maduro. Se nota un poco menos fresco que el 2000 pero es un vino sumamente agradable en el paso por boca. Tiene acidez y tiene vida para rato. El final es largo y rico con notas a frutos negros maduros, herbáceos, tostados y regaliz que lo redondean muy bien.

A las 5-6 horas. Sigue, si cabe igual ó mejor, incluso podríamos decir que con más fruta que antes.

A las 24 horas. Al igual que su nariz, se mantiene firme y vivo, con acidez, con cuerpo, estructura y carnosidad.

Mauro 2002

Visual

Cata Vertical del vino Mauro, cosecha 2002

Rojo picota de capa alta, ribete granate-transparente sin atejados apreciables. Buena lágrima, limpio y brillante.

Nariz

A la media hora más o menos del descorche. De inicio se aprecia un poco parca (baja) en intensidad, con bastantes lácteos. No es una nariz demasiado definida y cuesta sacarle a qué huele.

A las 5-6 horas. Mucho mejor. Más intenso, aromas a frutos negros maduros, regaliz, tostados y algo de chocolate. Una nariz más intensa, frutal, fresca y con un punto ligeramente cremoso y lácteo todavía.

Boca

A la media hora del descorche. Ataque potente y sabroso, bien de acidez y cuerpo en el paso por boca aunque, al igual que la nariz, es un vino algo menos firme que las dos añadas anteriores. El final, en cualquier caso, es rico y sabroso con una buena impresión general en el mismo.

A las 5-6 horas. Sigue vigoroso, frutos negros maduros, bien de acidez, cuerpo y estructura. No ha decaído, al revés, ha mejorado un poco y, aunque no es tan bueno como 2000-2001, da bastante bien la talla.

Mauro de 14 años, bastante digno todavía en una añada de las más difíciles (sino la que más) para este vino. En cualquier caso, EMHO, creo que está para tomar ya y no dejarlo mucho más.

Mauro 2003

Visual

Rojo picota de capa alta, ribete granate-transparente muy vivo aún y sin atejados visibles. Limpio, brillante y de buena lágrima.

Cata Vertical del vino Mauro, cosecha 2003

Nariz

A la media hora del descorche. De buena intensidad a fruta negra madura, compota de moras, tostados, maderas finas, regaliz y especiados.

A las 5-6 horas. Nariz en plena forma, más frutal y más fresca que horas atrás. El vino se ha ido creciendo y ha ido ganando incluso complejidad con el paso del tiempo de descorche.

Boca

A la media hora del descorche. Ataque de tanino duro pero sabroso a la vez, se nota un vino corpulento, rico y con muy buena acidez. El final es largo, con recuerdos tostados, a frutos negros maduros, chocolates y algunos cueros.

A las 5-6 horas. Una vez más, el vino no cae para nada: al contrario, mejora, la fruta se nota más definida, el tanino está ahí firme y rocoso pero como más dulce todavía. Muy buena boca en una añada que tampoco fue precisamente de las mejores.

Mauro de cierta edad pero todavía con margen de mejora en botella.

Mauro 2004

Cata Vertical del vino Mauro, cosecha 2004

Visual

Rojo picota de capa alta, ribete granate-transparente con destellos violáceos todavía (y es un vino de 12 años ya), limpio y de una tremenda lágrima (muy glicérico). No parece tampoco un 2004.

Nariz

De buena intensidad y frescura, fruta roja y negra maduras (predominando la negra), flores violetas, geranios, especiados, balsámicos y tostados.

Boca

Ataque poderoso, de enorme tanino, brutal, sabroso, astringente todavía, muy frutal y muy muy fresco. Es un vinazo en el paso por boca. Tiene de todo: cuerpo, densidad, estructura, complejidad, tanicidad (potente pero rica),… Un vino con bastantes años de vida por delante.

Mauro 2005

Cata Vertical del vino Mauro, cosecha 2005

Visual

Rojo picota de capa alta, ribete granate-transparente con destellos violáceo-cardenalicios (algo poco típico en un vino de 11 años ya). Limpio, brillante y de muy buena y abundante lágrima.

Nariz

De notable intensidad, con bastantes aromas vegetales y a coliflor, fruta madura (roja pero, sobre todo, negra), algunos herbáceos pero, en general, una nariz algo extraña (excesivamente vegetal).

Boca

Ataque potente y sabroso, tanino de notable potencia pero algo menor al de Mauro 2004. Vino rico, elegante y agradable en el paso por boca. Es un vino de largo final, sabroso, balsámico y con recuerdos especiados en retrogusto y retronasal.

Buen Mauro aunque creemos que en muy buen momento de consumo y, paradójicamente, con algo menos de vida potencial que la añada 2004 (que se nota más rotunda).

Mauro 2006

Cata Vertical del vino Mauro, cosecha 2006

Visual

Ribete granate-transparente aunque sin destellos violáceos, buena lágrima y bastante limpio aunque, en este caso, no se aprecia un vino tan joven (visualmente hablando) como en las añadas 2000-2005.

Nariz

Apreciamos una intensidad notable a fruta muy fresca, balsámicos, regaliz, tostados y algunas especias. No es tampoco tan intenso como anteriores añadas.

Boca

Ataque potente y muy muy tánico, en este caso sí que no parece un 2006 (sino un vino mucho más joven), buena acidez en el paso por boca, rico, con cuerpo y estructura, se nota un Mauro denso, licoroso y redondo en un final bastante largo y sabroso.

Mauro, en su añada 2006, es gastronómico y muy fácil de beber, con mucho tanino y buena acidez pero, quizás, es de los Mauro que están para beber ya y, en nuestra opinión, no es de los Mauro más longevos ni de los que guardaríamos muchos años. Para tomar ya ó en un plazo de 2 años máximo (dejarlo más quizás no le beneficie nada).

Mauro 2007

Desafortunadamente, no pudimos conseguir ninguna botella de esta añada para la cata vertical

No obstante, de mi experiencia de haber bebido 3 botellas y, dejando de lado de que, de esas tres una no salió bien y centrándome en las dos que sí salieron bien:

Se veía un Mauro en la línea del 2006 en general. No tan vivo ni tan joven como añadas precedentes. En nariz se apreciaba una cierta sobremaduración y algo menos de frescura, más terciaria. En boca era un Mauro en su línea: potente, voluptuoso y de buen tanino pero tampoco ni mucho menos un Mauro para recordar. Digamos que sería un 2006 algo más tosco y menos elegante.

Fue una añada ciertamente difícil y con pocas perspectivas de larga guarda. Para consumir ya también.

Mauro 2008

Cata Vertical del vino Mauro, cosecha 2008

Visual

Rojo picota capa alta con ribete violáceo que denota su juventud con 8 años. Limpio, brillante y bastante glicérico con abundante y bonita lágrima que parece quiere tintar la copa.

Nariz

A la media hora del descorche. Aromas iniciales de notable intensidad a tabaco rubio y profusos terciarios (como en el 2005 tenemos una nariz bastante vegetal), con fruta negra en sazón, finos cueros y aromas animales (aunque bastante finos y bien integrados), notas terrosas y tabaco húmedo.

Menos intensidad que la añada 2006 y fruta bastante poquita para su juventud.

A las 5-6 horas del descorche. Mejora en nariz. No es ya tan vegetal, terciario y animal. Aparece más la fruta negra aunque sigue siendo una nariz que no parece la de un Mauro joven (de hecho lo confundimos a ciegas con el 2003).

Boca

A la media hora del descorche. Ataque agradable y sabroso, bastante tánico y lácteo en el paso por boca, con mucha fruta negra en sazón desbocada, mucha acidez, mucha estructura y cuerpo. Tiene mucho de todo. Es un vino largo y poderoso con una retronasal y retrogustos casi eternos.

A las 5-6 horas del descorche. En boca sigue muy frutal, voluptuoso, tánico, estructurado y con acidez. No se viene abajo en ningún momento y se disfruta mucho.

Mauro 2008, en visual se ve muy joven, en nariz no es precisamente de los mejores y no parece tan joven, pero en boca sí que reforzamos la visual: es un vino para guardar y terminar de integrar toda esa fruta negra sazonada y esos aromas vegetales, animales y, en general, terciarios.

Mauro 2009

Cata Vertical del vino Mauro, cosecha 2009

Visual

Rojo picota de capa alta, ribete violáceo-cardenalicio, con lágrima tremenda en abundancia y que parece querer tintar la copa. Muy limpio y bonito.

Nariz

De muy buena intensidad a fruta negra en sazón, resinas de madera americana de calidad, regaliz, especias y tostados potentes.

Boca

Ataque de entrada potente y astringente, vino poderoso, sabroso y que se mastica en el paso por boca: tanino que se pega a las encías y que es tremendo, rico. Se nota maduración óptima de la fruta. Final largo y con un retrogusto y retronasal muy compleja con notas resinosas, especiadas, a fruta negra potente y tostados muy interesantes.

Vino muy bueno pero aún por terminar de hacer. Está algo durillo y le falta botella. Le quedan años de vida para rato (tiene 6 años y podrá aguantar mínimo, otros 10-12 años más).

Mauro 2010

Cata Vertical del vino Mauro, cosecha 2010

Visual

Rojo picota de capa alta con ribete violáceo-transparente y destellos azulado-cardenalicios. Se ve el más joven de toda la cata con notable diferencia. Limpio (sin rastro de precipitados como es lógico dada su edad), brillante y de abundante y excelente lágrima que parece querer tintar la copa con ese rojo granate-azulado-violáceo tan estupendo que tiene.

Nariz

De notable intensidad y complejidad a tostados de barrica de calidad, fruta roja y negra por doquier de buena madurez, jazmín, flores violetas, chocolates, torrefactos, café verde. Lo que algunos Bojos Pel Vi llamarían un Chapapote (pero de calidad ó en el límite inferior al chapapote).

Boca

Ataque muy frutal y potente, rico, tánico, sabroso, voluminoso, con mucha estructura y densidad, goloso, astringente (taninazo descomunal), mucha acidez (la cuál le aporta frescura y compensa, en buena medida, su volumen, astringencia, potencia y relativamente elevada graduación alcohólica). Buen final, muy largo, especiado, tostado y floral en retronasal y con retrogusto de notable amargor proveniente del tanino y sy abundante fruta roja y negra madura.

Mauro 2010 es un estupendo vino muy joven y de guarda (ahora mismo hay otras añadas como la 2006-2007 y anteriores que requerirían ser bebidas mucho antes). Tiene mucho margen de pulido y crecimiento en botella (de 12-15 años más, como mínimo) pues tiene mimbres: estructura, cuerpo, acidez, tanino, densidad y alcohol que ayudarán a ello.

 

Y todo esto dio de sí la Cata Vertical de Mauro del 2000 al 2010, con la salvedad del 2007 que no hubo manera de conseguir.

Comida posterior a la Cata Vertical de Mauro del 2000 al 2010

Agradecer una vez más a José Enrique su hospitalidad y generosidad. Dedicar esta estupenda, didáctica y hedonista experiencia a José Enrique padre que seguro que hubiese disfrutado tanto o más que nosotros de una vertical de Mauro, su vino preferido.

¡Brindemos por él!

 

 

14 comentarios en “Cata vertical de Mauro del 2000 al 2010

  1. Juanjo

    ¡¡Excelente crónica José!!

    Fantástico comienzo e introducción, desarrollo del relato de lo vivido, final, fotografías y organización/distribución de dicho material narrativo y fotográfico 🙂

    Gracias de nuevo a José Enrique y Cath, a Jorge Femenia (ElMesías) y todos los demás asistentes que hicieron posible esta magnífica y fenomenal Cata Vertical de Mauro 😉

    Un abrazo a ti y a tod@s 😀
    Juanjo

    1. José Ruiz Post author

      Gracias a ti especialmente Juanjo por tu labor de recopilación de datos y redacción de la cata de cada uno de los Mauro. La autoría de este post la comparto contigo.
      Otro abrazo para ti.

    1. José Ruiz Post author

      La cata fue previa a la comida.
      La comida la acompañamos con un variadito de generosos, blancos, otros tintos, dulces…
      Fue un día realmente memorable.
      Un abrazo.

  2. Jon Ander

    Hace bien poco que estuve yo en una de 9 tintos de 2001. Aunque no lo creas probé todos. Eso sí, con la segunda vuelta hice una cata de «kalimotxos». 🙂 Sigue sin gustarme el «lado oscuro».

    Pues buen disfrute por lo que veo.

    Una cosa, dices quesos y embutidos pero lo de la izquierda de la foto…… a mi me parece más bien marisco.

    Un abrazo.

    1. José Ruiz Post author

      Eres incorregible mira que mezclar un buen vino con la coc… 😉 La saga de la «Guerra de las Galaxias» dejó mella en ti. He de decirte que desde ya hace años el tipo de vinos que menos satisfacciones me da, es el tinto.
      Así es, a parte de quesos y embutidos también disfrutamos de otras viandas.
      Otro abrazo para ti.

  3. Javier Compostizo Urraca.

    Envidiable cata. Pocas veces se ven y se pueden realizar catas de este tipo.
    Mi más sincera felicitación a todos los componentes de la peña.
    Un abrazo

    1. José Ruiz Post author

      Muchas gracias Javier.
      Como comento en el post, en el año 2005 ya tuve el privilegio de disfrutar de una cata Vertical de Mauro de la mano de mis amigos José Enrique y Cath.
      Abrazos.

  4. Jose Enrique Lopez

    Un día para recordar, sobre todo por haber podido compartirlo con todos los asistentes.
    Tenemos que pensar en una nueva temática para la próxima Fira, os espero de nuevo a todos.
    Un abrazo.

  5. Jorge (Elmesias)

    Genial cronica!
    Gracias a Jose Enrique y Cath por todo!
    Agradecer a Juanjo su labor de escribano y a todos los asistentes por hacer que pasáramos un día inolvidable.

    1. José Ruiz Post author

      Gracias por la parte que me toca.
      Agradecidos por tu labor de documentación y preparación para ejercer de «Maestro de Ceremonias» de esta cata.
      Un abrazo.

  6. Pingback: Almoroig, cata vertical del 2004 al 2008 - Vinowine

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.