Restaurante Casa Lac: pasión por la verdura

Escrito por:

Fecha: 21 noviembre, 2012

Comparte este post

Restaurante Casa Lac by Ricardo Gil, de Zaragoza

Información útil:

Dirección: Mártires ,12 C.P.: 50003 Zaragoza
Teléfono: 976 396 196
Tipo de cocina: tradicional Navarra, especialidad en verduras.
Precio de la experiencia: 42 € por persona sin vinos, descorche gratuito.

Restaurante Casa Lac de ZaragozaSituado en la popular zona de tapeo zaragozano “El Tubo”, en un edificio histórico (catalogado) que desde el año 1825 se destina a la restauración. El nombre “Lac” atiende al apellido de sus fundadores, franceses de origen, que huyendo de la situación convulsa provocada por la revolución francesa, fundaron este restaurante.

En el año 2008, aprovechando la “Expo de Zaragoza”, Ricardo Gil tomó las riendas de este Restaurante. Se puede decir que éste es una sucursal del Restaurante 33 que tiene en Tudela (Navarra).

El establecimiento fue restaurado completamente, respetando lo más fidedignamente posible la decoración original. Se ubica en el primer piso. Numerosos son los elementos decorativos que me llaman la atención: la escalera de hierro forjado, los artesonados de madera del techo, las armariadas, las lámparas y el protagonista suelo de parquet. Las mesas y sillas vestidas en blanco, convenientemente separadas.

La cocina podríamos catalogarla como tradicional por el producto en el que versa su oferta, pero a la vez creativa, innovadora y experimental, por las técnicas aplicadas a un producto como es la verdura, siempre relegado a ser un sencillo entrante o la guarnición de platos de más enjundia. La protagonista principal es la verdura, son unos auténticos apasionados de la misma, conocen todas sus propiedades, sabores, tiempos de cocción y combinaciones posibles. Investigan continuamente sobre las distintas verduras y se abastecen de su propia huerta. Así nos lo demostró el propio Ricardo Gil, quien en el trascurso de la sobremesa nos ilustró sobre las bondades y particularidades del cardo rojo y de cuándo la “pocha” sufre su metamorfosis de verdura a alubia.

El servicio es atento, diligente y dispuesto. Las copas de cristal fino y con los consiguientes cambios en cada referencia distinta.

Nuestra experiencia

Nos prepararon un menú degustación consistente en:

Cebolletas confitadas al Chardonnay y pimientos de cristal asados al sarmiento, delicado sabor el de la cebolla y suave el ahumado del pimiento.

Puerrito enano frito dos veces, esta tal vez fue la elaboración que me dejo más frío.

Milhojas de patata confitada en aceite de codillo de jamón con tallos de borrajas y sus cremitas. Buena combinación, aunque para mi gustó demasiada cantidad de patata.

Judía verde salteada con ajo seco, tomate y cebolla asada y lasca de patata confitada, jugo de tomate y crema de patata. Excelsa materia prima.

Penca de acelga rellena de jamón ibérico con velute de hongos y salsa holandesa en pomada. Sabroso y potente, una de las elaboraciones que más me gustó, si no la que más.

Alcachofas fritas con foie fresco y puerro crujiente. Las verduras crujientes contrastaban con la melosidad y densidad grasa del escalope de foie fresco marcado a la plancha. Sencilla y conocida combinación pero muy resultona.

Pochas de Tudela con piparras jóvenes encurtidas. Deliciosas, delicadas y suaves.

De postre: torrija e higo confitado relleno de mousse de queso. La mousse de queso le quitaba pesadez, equilibrando el dulzor de la torrija.

 

Armonia

Los vinos con los que armonizamos la comida fueron casi todos oriundos aragoneses y fueron los siguientes:

Coto de hayas Chardonnay 2011, de la D.O. Campo de Borja, que no me convenció demasiado.

Absum varietales 2009. D.O. Somontano. Coupage: 60% Chardonnay, 25% Gewürztraminer y el resto un 15% Pinot Noir que, como dijo Aurelio, le daba un carácter vinoso a este vino blanco, realmente bueno.

Rosado de Aylés, coupage de garnacha y syrah, sabroso, rosado con alma de tinto.

Peña Caballera 2010 de Bodega Marañones, una garnacha madrileña elegante y fina, de taninos presentes pero sedosos, con una muy buena acidez que le otorga frescura. Armonizó muy bien con las elaboraciones de verduras, especialmente con las pochas, a pesar que no estaban elaboradas con grasas animales.

¡Gracias!

Nos permitieron aportar nosotros los vinos sin cobrarnos cantidad alguna por el descorche. Agradecer a Javier, Gabriel y a Aurelio la elección y gestión de la compra. También agradecer a Fernando su aportación de las dos botellas de Peña Caballera 2010, una garnacha madrileña sublime, de la que había oído hablar pero no había tenido oportunidad de probar. Así mismo, he de agradecer a Isaac la cesión de los créditos fotográficos.

 

Esta experiencia gastronómica fue para mi especial porque fue la primera comida compartida con mis compañeros miembros de la “Peña Gastronómica los Restauranteros”. La comida fue un deleite para los sentidos, una auténtica experiencia sápida pero la compañía fue excepcional. Sé que lo mejor está por llegar y nos quedan todavía numerosas ocasiones en las que compartir mesa y mantel y, sobre todo, “amistad gastronómica”

En fin, ésta es una opción muy recomendable en Zaragoza, después de la visita a este restaurante seguro desterrarás la animadversión (si es que la tienes) hacia las verduras.

¡Un restaurante que no te dejará indiferente!

¿Nos cuentas tu experiencia en un restaurante similar, dónde la verdura sea la auténtica protagonista?

 

7 comentarios en “Restaurante Casa Lac: pasión por la verdura

  1. M Lluïsa Creixell

    Enhorabuena chic@s por esta iniciativa. Siento, de verdad, mucha envidia ” de la verde”… pues siento no poder unirme a vuestro selecto club, ya que la última “vuelta de tuerca” en la sanidad pública catalana, me deja atada de pies y manos para participar de eventos fuera de mi ciudad.

    Por otro lado, gracias a la magia de la tecnología podré seguir vuestro camino y como os conozco (a muchos de vosotros) podre disfrutar en paralelo de lo que hacéis, y opinar!…jaja, que es lo que más me gusta!

    De momento, una gran FELICITACIÓN por esta Web tan clara, elegante y fácil… lo digo como usuaria no como experta, ¿vale?.

    Y otra gran FELICITACIÓN por esa ambición que destila… que siempre es el primer paso del éxito de cualquier empresa. Si señor! hay que ir a por todas!!

    Bueno chic@s, os deseo lo mejor, y cuando “esto se arregle”… pediré el ingreso para compartir con vosotros todo lo que pueda.

    Ánimos!! y mucha salud para todos

    M Lluïsa Creixell
    “la vida no la podemos alargar…pero sí ensancharla!!…”

  2. Pingback: Somos la “Peña Gastronómica los Restauranteros” | Popurrí | Vinowine, placer para los sentidos

  3. Manuel

    Pese a haber reservado con una semana de antelación nos dieron una mesa a dos palmos de la puerta de entrada en la planta calle; temperatura del exterior 7 grados. Mala atención de la responsable del establecimiento. Nos fuimos sin comer.

    1. José Ruiz Post author

      ¡Hola Manuel!

      Cuanto lo siento, es una verdadera lástima porque lo que allí ofrecen vale mucho la pena. Pero, no solo cuenta lo que se come, también es sumamente importante el servicio y la atención.

      Saludos.

  4. Pingback: Ana Juan Restaurantera número 15 - Vinowine

  5. Pingback: Su Majestad la Verdura en Restaurante 33 - Vinowine

  6. Pingback: Vinoteca García de la Navarra: sabores tradicionales en el centro de Madrid

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.